Estructuras de Ventanas: Tipos de apertura

  • Aperturas de ventanas

El tipo de apertura de la ventana es clave en el resultado del diseño arquitectónico de interiores y exteriores. Hacemos un recorrido por los tipos de ventanas existentes, así como sus sistemas de apertura.

Ventana Corredera o Deslizantes

ventana corredera

En este tipo de ventanas el movimiento lo efectúan las hojas, deslizándose por raíles. La principal ventaja para este tipo de apertura es que las hojas nunca sobresalen ni hacia el interior ni hacia el exterior del inmueble. Las ventanas correderas cuentan entre dos y cuatro hojas, con la posibilidad de tres o seis hojas, incluyendo tres carriles. Se trata de una instalación recomendada para espacios reducidos y lugares sin temperaturas extremas.

Balconera Corredera Elevable

ventana corredera elevable

Las balconeras correderas elevables permiten una gran superficie de acristalamiento, con acabados muy discretos, que favorecen la entrada de luz natural y una perfecta visibilidad del exterior. El exterior quedará integrado en el hogar manteniendo las variantes climáticas. Las hojas de estas ventanas de grandes dimensiones se deslizan con gran facilidad gracias a unos rodillos portantes y una palanca sólida para subir o bajar. Estas ventanas balconeras suelen colocarse habitualmente en las plantas bajas de las viviendas o en huecos de acceso a grandes terrazas.

Ventana
Oscilo-Paralela

ventana oscilo paralela

Esta ventana permite dos tipos de apertura: inclinada hacia el interior y deslizamiento lateral sobre raíl. Por tanto, nos ofrece dos posibilidades con ventajas destacadas: posibilidad de ventilación del interior sin necesidad de abrir al completo la ventana en el primer caso y el ahorro de espacio en el segundo. En contrapartida, solo nos permitirá la apertura de una de las hojas, la segunda hoja se mantiene fija.

Puertas Plegables

ventana puertas plegables

Se trata de un sistema solo apto para lugares protegidos en el que la hoja de apertura se pliega a elección de izquierda o derecha, disponiendo de un espacio de apertura total. Nos ofrece la posibilidad de ahorrar espacio, puesto que este sistema una vez plegado ocupa menos que una puerta abierta. Es importante la instalación con cristal de seguridad debido a que es habitual su uso en terrazas.

Fijos

ventana fijos

En estas ventanas, se colocan los paneles directamente en el marco. No se abren. Por ello deben tenerse en cuenta las opciones para limpieza y cuidado de estas ventanas.

Ventana Practicable

ventana practicable

Existen dos posibilidades de aperturas: ventanas practicables con apertura exterior y con apertura interior. La diferencia radica en que las hojas se abren hacia fuera o hacia dentro. El eje de oscilación se encuentra en la parte lateral del marco y la hoja de la ventana. Las ventanas de apertura exterior son poco utilizadas por la dificultad en su limpieza; por el contrario las ventanas con apertura interior tienen la ventaja de su facilidad para la limpieza, ya que las hojas abiertas quedan en el interior.

Ventana Abatible Superior

ventana abatible superior

Con apertura hacia el interior se produce alrededor de un eje inferior horizontal donde la hoja se abre. De esta forma, en la parte superior de la venta queda una rendija que permite la ventilación del hogar. Como ocurre con las ventanas fijas, la dificultad en su limpieza es su principal inconveniente.

Ventana Oscilo-Batiente

ventana oscilo-batiente

Como principal ventaja, permite dos tipos de apertura en una hoja: apertura lateral (desde la parte central de la ventana, cómodamente, mediante una manija) o inclinada hacia el interior (idónea para ventilar la estancia sin necesidad de abrir toda la hoja). Como recomendación en este tipo de ventanas, la hoja oscilante no debe ser más ancha que alta para evitar la sobrecarga de las bisagras por el peso.

Ventana Abatible Inferior

ventana abatible inferior

La apertura se produce alrededor de un eje superior horizontal, donde la hoja se abre. Las hojas abatibles se abren hacia el exterior. Su uso es muy habitual en centros deportivos o de producción. Su limpieza no es complicada siempre que se realice desde el exterior, por lo que debe tenerse en cuenta la altura desde el exterior para acceder a la misma.

Ventana Pivotante

ventana oscilo-pivotante

Disponen de un eje giratorio horizontal situado en la mitad de la estructura de la ventana, permitiendo un giro de 180°, lo que además favorece la facilidad de acceso para limpiarlas. Así, las hojas giran alrededor de ese eje, permitiendo que la hoja se abra en una mitad hacia el interior y en la otra mitad hacia el exterior. Permite una apertura rápida y sencilla, incluso en las ventanas de gran superficie, con entrada de aire desde fuera al interior.